Visión y Acción.

No pienses en un LIMON.

En el mundo de las emociones negativas, existe una máxima que dice: <<Si lo rechazas, lo tienes más>>.
 
Es como escupir al cielo, intentar pegarle una paliza al oleaje del mar, darle un puñetazo a un espejo. Así es la naturaleza de nuestras emociones negativas.
 
Existe un ejercicio que se suele emplear en cursos de psicología para ilustrar este fenómeno rebote de los procesos mentales. Y consiste en lo siguiente: <<Te voy a pedir ahora mismo que no pienses en un limón. Por favor, NO pienses en un limón grande y amarillo>>.
 
El resultado es que nadie puede sacárselo de la mente. No se puede evitar pensar en algo de forma activa. Si lo pruebas, se producirá el efecto contrario. Eso mismo sucede con las emociones negativas: los nervios, la vergüenza, la tristeza y demás.
Fuente: sabelotodo.org

Emociones secundarias

Hola amig@s!

os dejamos con una entrada sobre las emociones que se generan a partir de otras emociones, esperamos que os resulte interesante.

Un abrazo,

Deprimirse por estar deprimido, estar ansioso por tener ansiedad, sentir ira por tener vergüenza, sentirse culpable por tener ira…son reacciones emocionales comunes que casi hemos normalizado, pero altamente dañinas y que mantenemos sin, ni siquiera entender qué nos está pasando.

En terapia llamamos a este fenómeno “perturbación secundaria”, por el hecho de que es un malestar que generamos a partir de un malestar previo inicial. Menudo lío, ¿verdad?

Si no teníamos suficiente con estar deprimidos, va nuestra mente y nos susurra: “joder, yo no debería estar deprimido, ¡es realmente deprimente estar deprimido” y zas! Me deprimo aún más… ¿No quieres caldo? ¡Pues toma dos tazas!

El secreto para terminar con este círculo perverso del malestar eterno es simplemente aceptar que las emociones negativas, el malestar, el dolor…forman parte de nuestra experiencia humana.

Ciertamente no son eventos agradables que uno elegiría de manera voluntaria, pero existen, forman parte de nuestro mundo emocional y, como tal, se van a ir manifestando en ocasiones.

Además, la emocionalidad negativa surge como resultado de algo positivo. Sí…vivimos en un mundo dual que demasiadas veces obviamos. Tenemos emociones negativas por el simple motivo de que…estamos vivos y las cosas nos importan. Maravilloso, ¿no creéis?

En no pocas ocasiones en terapia hay personas cuyo objetivo es: “que me de igual”, “no quiero sentir nada”, “quiero que todo me resbale”, “deseo que me sea indiferente” y yo siempre les digo que no tengo la varita mágica para convertirlos en robot. Y que, de tenerla, tampoco la usaría. ¿Quién querría ser un robot que ni siente ni padece? Sí, es cierto erradicarías el dolor de tu vida, pero también toda la capacidad de disfrutar.

Vivir significa jugársela, arriesgar, asumir pérdidas, disfrutar ganancias, renunciar a la predictibilidad, la estabilidad, el control y la certidumbre, abrazar la magia y sobre todo sonreír. Detrás de cada lágrima probablemente se esconde algo que en algún momento nos hará o nos ha hecho sonreír, algo que ha sido o es importante. Recuérdalo.

También recuerda que todo pasa. Demasiadas veces olvidamos la impermanencia de las emociones.

Las emociones negativas existen por algún motivo y tienen su función. Está bien que trabajemos para tener bienestar emocional, pero asumamos que no es realista pretender “estar siempre bien”. No va a suceder y créeme, es una buena noticia.

Permítete sentir. Eso es estar vivo.

Silvia Borreguero Lázaro

Psicóloga Colaboradora del Centro de Terapia Breve de Rafael Santandreu

III Jornadas de Buenas Prácticas de Recursos Humanos

Querid@s amig@s,

los días 21 y 22 de marzo, con la colaboración del Cabildo de Gran Canaria y FREMAP, tendrán lugar en INFECAR (Avda. de la Feria nº1 de Las Palmas de Gran Canaria) las III Jornadas de Buenas Prácticas de Recursos Humanos, en las que participo como ponente dondo una charla sobre como ser feliz y tener éxito en el trabajo, dos objetivos unidos.

Están dirigidas a técnicos, responsables y personal de Recursos Humanos del sector público y privado.
Las plazas son limitadas y la pre-inscripción, para el que le interese, se deberá realizar en el link que os dejo a continuación:

http://cabildo.grancanaria.com/iii-jornadas-buenas-practicas-rrhh

Nueva ubicación en Madrid

Dentro de poco, estrenaremos nueva ubicación en Madrid.
El nuevo despacho estará en el Paseo General Martínez Campos, 13 (metro “Iglesia”).

Raquel, Ana y Magdalena (en este orden en la foto) son unas cracks. No paro de recibir cartas de agradecimiento por su trabajo.

Fuerza cognitiva!!!! Tenemos el trabajo más bonito del mundo!!!!

Rafael

Firma Las Palmas de Gran Canaria

El día 20 de marzo estaré en Las Palmas de Gran Canaria firmando ejemplares en la librería Canaima.

Abrazooo!

Oportunidad para crecer

Cuando las personas estamos mal tenemos una oportunidad de oro de crecer porque estamos mucho más abiertos al aprendizaje. Se abre una brecha, por donde puede entrar una nueva dimensión de armonía interior.

Cuando estés agobiado, triste, dolorido, quizá hundido —con o sin razón—, mira a tu alrededor, por favor. Y piensa que las hermosas hojas de los árboles te están hablando, el cielo azul brilla para ti, las líneas simétricas de los edificios elegantes están conectados contigo. Están intentando demostrarte que todo es «amor». Que tú formas parte de ello y eres tan grande y armónico que nada de lo que te preocupa es digno de mención. Ábrete a ello.

Esos días —en los que te encuentres sacudido— serán un regalo para ti. Porque son autopistas hacia el crecimiento. Acepta el reto y ponte a trabajar en tu racionalidad, despójate de tus apegos, renuncia y sé feliz.

El trabajo de crecimiento personal es, a veces, fulgurante, pero en general necesita varias sesiones de trabajo intenso que, acumuladas, dan su precioso fruto.

La felicidad vive en el Presente

Fuente: anundis.com

Tengo la razón y punto!

¡Nadie tiene razón!

La «verdad» es una cosa resbaladiza. No existe una sola verdad sino muchas. Incluso para fenómenos científicos. De hecho, las explicaciones científicas están en constante revisión.
Las otras verdades, las de la calle, son incluso más imperfectas. Lo que opinamos —sobre política, ética, relaciones y demás— depende de ópticas y momentos históricos. Suelen ser visiones que, en pocos decenios, quedan anticuadas. La persona inteligente lo sabe y lo tiene en cuenta. El obstinado irreflexivo, no.

¡Nadie tiene la razón completa sobre nada, jamás!

Lo que podemos hacer es llegar a acuerdos, extraer conclusiones útiles que nos otorguen un buen posicionamiento frente a la realidad. Nada más.

¡Nada de verdades absolutas, nada de «tengo razón», nada de «yo soy listo, tú eres tonto»!

Diálogo Incluyente

A la técnica básica para aprender a debatir con eficacia la llamo «diálogo incluyente». Básicamente consiste en buscar siempre la verdad del otro antes de exponer la nuestra. Implica preocuparse EN PRIMER LUGAR del otro antes que de querer llevar la razón. Y así, ocupándonos primero del otro y su verdad, ¡nos convertiremos en personas realmente influyentes!

Fuente: co.pinterest.com

  • Libros recomendados

  • Artículos publicados por mes