Sentido del humor

Hola amig@s!!

hoy os traemos una reflexión muy interesante sobre el sentido del humor y cómo nos puede ayudar a afrontar los problemas.

Un abrazoo

“De cualquier forma que se presente, la psicopatología consiste en tomar demasiado en serio no sólo la vida sino también a nosotros mismos: exigiendo que debemos conseguir exactamente lo que queremos; concluyendo que es trágico cuando nuestros deseos se ven frustrados o aplazados; juzgando que nosotros y los demás son demonios o dioses según la forma de actuar buena o mala. De aquí se deduce que una de las finalidades más importantes de la psicoterapia es socavar la excesiva seriedad de las personas”. 

Albert Ellis

 ¿Habéis probado alguna vez reíros de algo que os perturba? Es maravilloso comprobar el cambio emocional que se produce. ¿Quién no ha quedado en alguna ocasión con un amigo para compartir un problema y, de manera casi mágica, después de unas cuantas risas, nos hemos ido a casa aliviados, sintiendo que la carga pesaba menos y que el problema no era tan importante?

Objetivamente… ¿ha cambiado la situación? No. Has cambiado tú. Ha cambiado tu manera de interpretar dicha situación. Has logrado pasar de una visión catastrófica, a una visión más relativa de lo que te sucede. Puede que lo que te suceda sea importante para ti, no se trata de invalidar o cuestionar eso, sino de lograr entender que no es tan grave. Importancia no siempre significa gravedad. De la misma manera que “yo sienta que es horrible” no significa que lo sea. A ese proceso por el cual validamos nuestra emoción como si fuese una prueba irrefutable de la realidad de las cosas, se le llama “racionamiento emocional”. Hay que aprender a cuestionarlo, a entender que uno puede sentir algo, pero que lo sienta no lo convierte en algo real.

Un ejercicio que propongo en terapia es recordar un suceso que en un momento de nuestra vida se nos antojase horrible ¿cómo lo valoramos ahora? Es común encontrarme a personas que relatan ciertos acontecimientos, que en su momento consideraron importantes, riéndose de los mismos. Nuevamente y de manera objetiva el suceso es el mismo (si te dejó tu pareja, te dejó tu pareja; ese hecho no se ha transformado) simplemente el tiempo les ha demostrado que no era tan grave, que han podido continuar teniendo una vida satisfactoria y realizando otras metas personales. Han podido comprobar cuán irracional era su reacción ante dicho suceso.

Cuando uno logra aplicar ese método con los acontecimientos presentes, descubre una nueva manera de enfrentarse a los mismos. Ser capaz de reírse de ciertas creencias irracionales, de ciertas conductas absurdas, complejos, decepciones, críticas, fracasos, errores, etc. es garantía para sentirse mejor. Qué cansado tomarnos tan en serio todo, a nosotros mismos, a los demás, a la vida, al pasado, al futuro, etc. No hay acto más elevado e humilde que la capacidad de un ser humano de reírse de sí mismo, y de aquello que va aconteciéndole, y que inevitablemente, para bien o para mal, pasará.

En serio, gran parte de la perturbación emocional, es tomarse todo tan en serio.

El sentido del humor es un protector natural frente al malestar. Cuando uno logra reírse de algo que le ha ocurrido o que le preocupa, ese “algo” ha perdido un poco de poder sobre él. La vida es corta, no somos tan importantes, y prácticamente todo es relativo. Buscad ese lado cómico e irónico de aquello que os perturba y veréis cómo se transforma. Probadlo. Os aseguro que funciona. Reíros y sonreír. Además, cuando uno le sonríe a la vida, en ocasiones ésta no tiene más remedio que girarse…y devolverte la sonrisa…. ¿Lo intentamos?

Como dice Woody Allen “No te tomes la vida tan en serio, al fin y al cabo, no saldrás vivo de esta”.

Silvia Borreguero Lázaro

Psicóloga colaboradora del Centro de Terapia Breve de Rafael Santandreu.

3 comentarios en “Sentido del humor

  1. Pilar González

    Buenos días. Que razón tienes,pero que difícil es reírse de uno cuando uno está cansado, no tiene ganas de mucho. Como reírse de mal estar? No se hacerlo.

    Responder
    1. Rafael SantandreuRafael Santandreu Autor

      Hola Pilar!
      En realidad no se trata de reírnos de nosotros, sino de nuestras rigideces y exigencias, así como de algunos comportamientos acordes a esos pensamientos exigentes y terribilizadores. Pruébalo!! Te sentirás super bien!!!
      Un abrazo!

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
  • Libros recomendados

  • Artículos publicados por mes