Manifiesto de Luisa

Hola amig@s!

os dejo con el texto sobre una paciente que ha querido compartir con nosotros, a través de uno de nuestros psicólogos, la superación de la ansiedad y la “terribilitis”.  Deseo que os resulte interesante y lo disfrutéis!

Un abrazo,

Luisa es una amiga que comenzó una terapia con nosotros hace unos meses, su problema se centraba sobretodo en el mundo de la ansiedad,  un mundo muy sufrido a la par que conocido por muchos. Luisa es una persona vital y extrovertida, trabajadora y comprometida. Una maravilla de persona que desprende energía y buen “feeling”, que da todo a sus seres queridos. No obstante, ha tenido sus problemillas con nuestra amiga la “Terribilitis”.

Su experiencia ha sido toda una aventura, desde sus inicios en los que desconocía qué extrañas sensaciones estaba experimentando, pasando por hospitales, psiquiatras y otros compañeros psicólogos. Después de cierto tiempo descubrió los libros de Rafael y le encantó el punto de vista que aporta la psicología cognitiva, por lo que se decidió a llamarnos y ponerse manos a la obra. Su trabajo aún no ha terminado, pero está en la dirección adecuada. Tal y como cita con sus propias palabras:

“Con el tiempo, los pensamientos correctos y mucha perseverancia mi grieta se está realmente cerrando y puedo volver a caminar sin miedo ni perdida de la belleza de la existencia”.

Hace unas semanas, Luisa escribió un precioso manifiesto, con el que se compromete a amar la vida y a los demás con energía y entusiasmo, cada hora, minuto y segundo. Luisa lo quiso compartir con nosotros y nosotros nos sentimos orgullosos de poder compartirlo con vosotros a su vez. Esperamos que sus preciosas palabras os alienten igual que nos han alentado a nosotros.

“Este es un nuevo día

un regalo, una oportunidad

que puedo aprovechar a cualquier edad.

 Me comprometo a disfrutarlo, aceptarlo y amarlo tal como es,

haciendo todo con cariño

como si fuera un diamante, como si fuera un niño.

 Imprimiendo creatividad y exhalando belleza

en cualquier cosa o tarea, en cada encuentro,

porque es ahí donde está la verdadera riqueza.

 Me comprometo finalmente a quedarme en el presente

audaz, calma y valiente, volando libre en mi ahora

que justo en este instante saludo con un ¡Hola!”.

Fuente: www.theodysseyonline.com

Antonio Soto

Psicólogo colaborador del Centro de Terapia Breve de Rafael Santandreu

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Libros recomendados

  • Artículos publicados por mes